Catedral de Manizales, museo vivo de arte y arquitectura

 

La historia de la Catedral proviene de 1850 cuando fue construida la primera capilla en este lugar. Existió otra construcción entre 1854 y 1856. Más tarde, en 1888 se puso la primera piedra de la primera catedral que duró en pie 9 años, estaba construida en madera de roble y nogal. Dos incendios la atacaron, el primer en 1925 y el segundo en marzo de 1926 que la arrasó totalmente.

Para la actual construcción se hizo un concurso público en 1928, del cual salieron ganadores los planos del arquitecto francés Julien Polty, Jefe de Monumentos Históricos de París quien en compañía de la compañía italiana Papio y Bonarda adelantó las obras, que culminaron en 1939.

El edificio se cuenta entre los bienes del conjunto de arquitectura republicana de la ciudad, por coincidir en la etapa de construcción y responder a las características integradoras del ferroconcreto y los decorados. En su estilo gótico se destacan los arcos en semicírculo o bóveda propio del estilo romano, los arcos apuntados dan forma de ojiva para ofrecer espacios a los vitrales.

La Catedral puede albergar 5 mil personas, ocupa un área de 2.400 metros cuadrados y pesa 30 mil toneladas. Su torre central mide 106 metros de altura y culmina con un balcón desde el cual se puede observar en una panorámica de 360 grados sobre la ciudad, conocido como el Corredor Polaco.

MUSEO VIVO

Son múltiples los tesoros que guarda la Catedral de Manizales, erigiéndose como el museo vivo más importante de la región:

1. Las tres puertas de entrada son hechas en bronce traído desde Londres en 1961 y talladas por el artista andaluz Leopoldo del Río. La puerta central muestra la primera parroquia, el derrumbamiento provocado por los incendios y la construcción de la iglesia de madera. La puerta oriental representa la evangelización de los pueblos y la occidental se refiere a la vida municipal.

2. La cripta, ubicada en el subsuelo de la iglesia guarda las cenizas de algunos obispos de la ciudad y de cientos de manizaleños.

3. El corredor Polaco es el culmen de la aguja central de la Catedral. Allí los visitantes accedieron por escalas de madera durante mucho tiempo, y debido a su deterioro fueron suspendidas las visitas por 25 años. Actualmente el corredor Polaco ha reabierto sus puertas al público.

4. El altar, ubicado en el centro del templo, está hecho en mármol, cuenta con un baldaquino, que es una cúpula apoyada en cuatro columnas, construido en madera y cubierto por dorado. En sus columnas exhibe 64 imágenes talladas, réplicas de las catedrales góticas medievales.

5. Dos custodias de oro macizo que son guardadas en la bóveda del Banco de la República, una fue elaborada en Buga y la otra provino de Francia.

6. El órgano tubular o de flautas, mueble de gran envergadura con sonoridad e importancia litúrgica. Fue fabricado en Canadá en 1948, inicialmente fue traído a la parroquia de La Inmaculada.

7. Libros antiguos que reseñan bautizos desde febrero de 1851 y la firma del primer párroco Bernardo Ocampo.

8. La capilla del Santísimo que posee un fondo elaborado en mármol de colores elaborado en Italia en 1964. Representa a Jesucristo Sumo y Eterno Sacerdote.

9. En la Catedral se conservan ornamentos traídos de Francia y España, bordados con hilos de oro puro y sedas de colores.

10. Obras de arte como el lienzo de Nuestra Señora del Rosario de Chiquinquirá (1869) y tallas en madera traídas desde Francia y España entre 1800 y 1900 como el Sagrado Corazón de Jesús, Nuestra Señora de Lourdes San Antonio de Padua, San Francisco de Asís y el crucifijo de la capital Penitencial, entre otros.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Scroll to Top